¿Cómo lavar el tanque de combustible?

15/09

Este es el paso a paso para limpiar los depósitos acumulados en el tanque de combustible.

Primero vacía el depósito de todo su contenido, asegurándote de drenar la gasolina de todos los componentes, como las mangueras de goma, llave de purga, etcétera.

Usa gasolina fresca y limpia el tanque completamente. Es importante utilizar gasolina nueva, ya que hay posibilidades de que el combustible drenado puede contener lodos y otras impurezas. Enseguida, vacía el depósito en un recipiente separado.

Método 1

Como material necesitarás de 2 a 3 litros de acetona para el proceso. Cierre todos los orificios del tanque con tornillos para yeso. Vierte aproximadamente 1 litro de acetona en el tanque y agítalo fuertemente. Vacía la acetona sucia después de un rato para utilizar nueva y continuar con el proceso.

Método 2

El vinagre es muy recomendable pues ayudará a disolver el óxido del interior del tanque. Vierte el vinagre en el depósito vacío hasta su borde. Cierre el tanque y manténlo durante la noche. A la mañana siguiente, vaciar el contenido del tanque. A continuación, vierte un poco de bicarbonato de sodio en el tanque y manténlo así durante una media hora. Usa agua para enjuagar el depósito.

Método 3

Utiliza detergente combinado con agua caliente dejando la mezcla en el depósito durante una hora o dos. A continuación, vacía la mezcla y lava el tanque con agua caliente de nuevo. Repite el proceso hasta que estés satisfecho con la limpieza realizada.

Método 4

El ácido muriático o ácido fosfórico pueden ser utilizados para el mismo procedimiento teniendo mucho cuidado al manipular ambos.

Vierte agua caliente en el tanque hasta que esté medio lleno. Añade aproximadamente la mitad de un galón de ácido al agua. Cierra bien el tanque de combustible y no lo alteres por cerca de dos a dos horas y media. Permite que la mezcla se asiente para posteriormente vaciarla y limpiar el tanque con agua abundante.

Podrás utilizar una bomba de agua para llegar mejor a cada rincón y limpiar muy bien los residuos.

Para secarlo rápido y mejor, puedes hacer uso de una secadora de pelo.

Después de haber secado el depósito con cualquiera de los métodos anteriores, enjuágalo bien con gasolina. Es importante que se haga con gasolina completamente nueva. El tanque deberá contener un poco para poder llegar a la gasolinera y puedas cargar normalmente como siempre lo haces.

Fuente: Real Steam Car Wash

Imagen: Automosys