¡Felicidades a todos los mecánicos en su día!

22/02

Porque puedo mandar a la lona esa falla a la que nadie le daba.

Y salvarte de los ataques por la espalda que ese bache traidor le hizo a tu suspensión.

Porque yo no hago diferencia entre un bocho y un be-eme.

Porque te salvo de los rudos de la verificación.

Porque cada pieza embona perfectamente en su lugar al volver a armar el motor.

Porque llevo a tu auto sano y salvo hasta la puerta de casa.

Porque yo sí entiendo porqué ese ruidito en el motor te espanta el sueño.

Porque mantener funcionando un motor es mi gasolina para seguir y seguir.

Porque sé que el kilometraje te enseña más que cualquier escuela.

Por todo esto y mucho más, hoy con orgullo digo:

SEÑORAS Y SEÑORES
¡SOY MECÁNICO!

Lee el Manifiesto de Día del Mecánico y siente el orgullo de ser de los que ponen al mundo a funcionar.